EEUU

12.06.2020

Disminuyen pedidos de subsidio por desempleo y los desocupados superan los 42 millones

En la semana anterior se habían recibido 1,89 millones de solicitudes y la cifra semanal ha estado bajando desde su pico máximo en la semana que terminó el 28 de marzo donde se alcanzaron 6,9 millones de solicitudes de prestaciones por desempleo.


Más de 1,54 millones de personas solicitaron la semana pasada el subsidio por desempleo en Estados Unidos (EEUU), unos 335.000 pedidos menos que el período anterior, informó hoy el Departamento de Trabajo (DOL por sus siglas en inglés).

De esta manera, el total de las personas que cobran el beneficio a la desocupación superan las 42 millones desde que se desató la pandemia del Covid-19.
"La tendencia en el descenso de estos solicitudes se mantiene en las últimas semanas, lo que apunta a una lenta pero continua recuperación del empleo en EEUU.", destaca el informe oficial.
En la semana anterior se habían recibido 1,89 millones de solicitudes y la cifra semanal ha estado bajando desde su pico máximo en la semana que terminó el 28 de marzo donde se alcanzaron 6,9 millones de solicitudes de prestaciones por desempleo, a medida que más Estados han ido permitiendo la reapertura de negocios.
En la semana que concluyó el 21 de marzo y cuando la pandemia empezó a cobrar mayor intensidad y afectar al mercado laboral estadounidense, la cifra de solicitudes de subsidio por desempleo dio un salto a 3,3 millones de trabajadores, y la semana siguiente se duplicó y alcanzó su mayor cifra, con 6,9 millones de trámites.
El documento del DOL remarcó que "el promedio de solicitudes en cuatro semanas, una cifra que compensa las variaciones semanales y da mejor idea de la tendencia, bajó a 2 millones, comparado con la media de 2,6 millones de la semana anterior".
El informe muestra que en la semana que concluyó el 30 de mayo había 20,9 millones de personas que percibían el subsidio convencional por desempleo, comparado con 21,2 millones de personas en la semana anterior.
Dicho en otros términos, 2/3 de la fuerza laboral de los Estados Unidos recibe subsidio al desempleo más unos 600 dólares semanales provenientes de la ayuda brindada por el Tesoro dentro del paquete de ayuda aprobado por el Capitolio en marzo. De esta manera, los beneficiarios perciben mejores ingresos en situación de desempleo que cuando trabajaban.
Pero esta ayuda rige sólo hasta fin de julio. En ese momento, el Senado con mayoría republicana deberá ratificar un proyecto que tiene media sanción de los Representantes que prolonga hasta enero de 2021 el pago de esa suma y que contiene un segundo paquete de estímulos fiscales por otros 3 billones de dólares, enviado por el Presidente Trump.
La normalización del mercado laboral dependerá de la velocidad de recuperación de la economía, si no hay una segunda ola de coronavirus y de la necesidad de muchas familias de compensar los consumos postergados por la pandemia.
Un factor que puede demorar el retorno de los trabajadores a los empleos, especialmente al aproximarse el verano, es la escasez de guarderías y la cancelación de los campamentos de verano, que impiden que algunos padres y madres vuelvan a sus ocupaciones pese a que las empresas retomen sus actividades.
Un informe adicional del DOL mostró que el índice de precios al productor para demanda final se recuperó 0,4% el mes pasado después de caer 1,3% en abril.
Los precios al productor fueron impulsados ​​por un aumento del 40,4% en el costo de la carne en medio de la escasez debido a los brotes de Covid-19 en las plantas de procesamiento.
Las grandes plantas de carne en los Estados Unidos están cerradas o funcionando a capacidad reducida.